Cada vez que pierdes algo, siempre lo encuentras en el último lugar donde buscarías. ¿Por qué pasa esto?

Respuesta: En los comentarios.